¡Mucha arqueología, poca remuneración! ¡Depresión, depresión!

Angry_Samuel_L_Jackson_gas[1]

Hoy es lunes, así que para acabar de rematar el aura de felicidad que inunda este adorable día de la semana, especialmente los lluviosos, no se me ocurre nada mejor que mandaros a todos un cariñoso mensaje de apoyo, especialmente a aquellos que cierran viejas etapas, para abrir otras nuevas, que sólo nuestro Dios, Kim Jong Un, sabe cómo acabarán. Sigue leyendo

Anuncios

Si bebes, el GAS te necesita

Imagen hhgh

Anoche tras la última reunión de la cúpula del autodenominado GAS en el exilio, volví a mi casa traumatizada  inspirada, y envalentonada por los zumos multifrutas ecológicos (creo que me echaron algo en los hielos), pasé por una vez de ver vídeos de Punset y escuchar Bach, y decidí declararle mi amor al (m)amado líder, pero me salió el tiro por la cubata culata, Sigue leyendo

De cuando te toman por tonto y encima tienes que sonreir

12241024_10153099193696105_327305700505996642_o

Cortesía de Auzóctono

Quería esperar a ver qué pasaba. No porque no me imaginase el final, sino por esa tonta esperanza que no hay manera de reprimir cuando emprendes cualquier cosa que sabes que no va a terminar bien. Nunca he tenido muy buena consideración del gremio, he de reconocerlo. Somos una profesión cainita y muy mal avenida, así que supongo que tal vez por eso terminamos sufriendo lo que sufrimos día a día. Sigue leyendo

Revilla, un sabor que maravilla

Figura 80

Revilla en el libro de visitas del Museo de Altamira (cortesía de Xurxo Ayán: Altamira vista por los españoles, JAS, Madrid, 2015).

El Diario Montañés es un foro habitual para aquellos que se echan al monte, como el Consejero de Turismo del Gobierno de Cantabria, Francisco Martín, que a pesar de (o precisamente por eso) ser Ingeniero de Caminos, ha atajado por la línea del medio a la hora de reflexionar sobre Altamira como recurso turístico. Este Macario del ventrílocuo Revilla (un sabor que maravilla) se ha percatado de que hay gente que está dispuesta a pagar lo que sea para entrar en la cueva original por lo que una buena idea sería llevar a cabo una subasta entre la peña de pasta. El director del Museo de Altamira no gana para disgustos cada vez que abre el periódico. Sigue leyendo